Respalda Senado etiquetado en alimentos; hacen frente a la epidemia de obesidad, sobrepeso y diabetes que se registra en el país.

El Senado de la República aprobó las reformas para establecer un etiquetado frontal en alimentos y bebidas no alcohólicas para advertir sobre los productos que excedan los límites máximos de contenido energético, azúcares añadidos, grasas saturadas, sodio y demás nutrimentos críticos.

Los senadores dieron su respaldo a la minuta que envió la Cámara de Diputados para proteger el derecho a la alimentación y de información de los consumidores, para hacer frente a la epidemia de obesidad, sobrepeso y diabetes que se registra en el país.

El dictamen, que modifica diversos artículos de la Ley General de Salud, establece que las etiquetas o contra etiquetas para los alimentos y bebidas no alcohólicas deberán incluir información nutrimental de fácil comprensión, veraz, directa, sencilla y visible.

Dispone que el etiquetado frontal de advertencia deberá hacerse en forma separada e independiente a la declaración de ingredientes e información nutrimental, para indicar los productos que excedan los límites máximos de dichos contenidos.

Con este proyecto, la Secretaría de Salud podrá ordenar la inclusión de leyendas o pictogramas cuando lo considere necesario.

Además, define como nutrimentos críticos a aquellos componentes de la alimentación que pueden ser un factor de riesgo de las enfermedades crónicas no transmisibles, que serán determinados por la dicha Secretaría.

La reforma también promueve acciones para reducir la malnutrición y promover el consumo de alimentos adecuados a las necesidades nutricionales de la población; y evitar otros elementos que representen un riesgo potencial para la salud.

Al presentar el dictamen, el presidente de la Comisión de Salud, Miguel Ángel Navarro Quintero, advirtió que en México la obesidad mata más gente que el tabaco. Si continuamos con esta pandemia, alertó, en nuestro país tendríamos una generación de niños que podrían morir antes que sus padres a causa de enfermedades como la diabetes y las cardiopatías.

Destacó que ocho de cada 10 muertes en el país son provocadas por padecimientos crónicos no trasmisibles, derivados del sobrepeso y la obesidad. Además, en México cada año se registran más de 80 mil muertes asociadas a la diabetes.

A nombre de la Comisión de Estudios Legislativos, Segunda, la senadora Ana Lilia Rivera Rivera precisó que en México siete de cada 10 adultos y tres de cada 10 niños, de entre 5 y 11 años, padecen sobrepeso, así como el 35 por ciento de los adolescentes de entre 12 y 19 años.

De seguir así esta tendencia, estimó, uno de cada dos niños desarrollará diabetes a lo largo de su vida. “Estos datos reflejan un severo problema de salud pública, pues la diabetes mellitus, que en 2006 afectaba al 9.2 por ciento de la población mexicana, hoy ha alcanzado aproximadamente al 9.4 por ciento de la nuestra población, lo que equivale a más de siete millones de personas”, advirtió.

El dictamen se envió al Ejecutivo Federal.

Notas Relacionadas

PUBLICIDAD

Social

YOUTUBE