sábado, diciembre 14, 2019

El abasto de gas se garantiza por más de 20 años y no habrá apagones en muchos años.

Esta mañana, el presidente Andrés Manuel López Obrador dio a conocer el acuerdo al que el gobierno federal llegó con tres de las cuatro empresas constructoras de gasoductos para el suministro de combustible a las plantas de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

“Esto permitió que anoche se terminara un acuerdo que yo considero muy importante, benéfico, para la nación, porque va a significar un ahorro para la hacienda pública de alrededor de cuatro mil 500 millones de dólares en términos generales; si se toma en cuenta lo que ya se había acordado estamos hablando de una disminución en favor de la Comisión Federal de Electricidad de alrededor de cuatro mil millones de dólares”, explicó.

López Obrador resaltó la participación en las negociaciones de Carlos Slim, propietario de una de las compañías involucradas, así como la intermediación de los dirigentes del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Carlos Salazar y del Consejo Mexicano de Negocios, Antonio Del Valle, “había diferencias, había discrepancias, incluso se estaba a punto de acudir a tribunales internacionales por los contratos que se suscribieron en la construcción de gasoductos”.

El acuerdo se alcanzó con Grupo Carso, de Slim; IEnova (de Tania Ortiz Mena) y TC Energía (Carlos Borunda Zaragoza). Queda pendiente la negociación con Fermaca (Fernando Calvillo Álvarez y Manuel Calvillo Álvarez, presidente y director general, respectivamente), que se hará “con paciencia”, señaló López Obrador.

Aseguró que el abasto de gas se garantiza por más de 20 años y que no habrá apagones en muchos años. “Vamos a tener gas suficiente en México”.

En su oportunidad Manuel Bartlett, director de la Comisión Federal de Electricidad,

Explicó que de los resultados de la renegociación con tres de las cuatro empresas de transporte Carso IEnova y TC Energía, “las tarifas de servicio, tarifas de servicio de transporte de gas -tarifas de servicio, insisto, porque era el punto central de la renegociación- tarifas de servicio de transporte de gas natural transparentes y que reflejan costos reales, tarifas fijas niveladas a través del tiempo, acuerdos equilibrados sobre casos fortuitos y fuerza mayor, y desistimiento de las partes de cualquier acción legal, como lo deseaba el presidente desde un principio”.

También dijo que el acuerdo “permitirá a la CFE, a través de sus filiales, CFE Energía y CFE Internacional, comercializar alrededor de ocho mil 200 millones de pies cúbicos diarios, de los cuales 63 por ciento serán para las plantas generadoras de electricidad de la propia CFE y el 37 por ciento para la industria nacional”.

Asimismo, adelanto que el primer gasoducto en operación “será el gasoducto marino Sur de Texas-Tuxpan, con una capacidad de dos mil 600 millones de pies cúbicos diarios. Con el gasoducto marino, el llamado gasoducto marino, se llevará gas a más de 14 centrales de generación de electricidad. Este gasoducto apoyará a la industria nacional con mil 40 millones de pies cúbicos diarios, 40 por ciento del total en las regiones golfo y centro del país con posibilidades claras, -fue una de las indicaciones del ciudadano presidente de la República- de llevarlo a la Península de Yucatán”.

Finalmente, dijo que “la CFE continúa el proceso de renegociación con la empresa Fermaca y espera anunciar en próxima fecha un acuerdo positivo, como todos los demás”.

Notas Relacionadas

PUBLICIDAD

Social

YOUTUBE

Publicaciones Recientes