jueves, agosto 5, 2021
Estado mexicano debe resolver con urgencia falta de medicinas y vacunas

El derecho a salud es un derecho humano inalienable previsto en la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y reconocido en la Convención sobre los Derechos del Niño: Redim

Por Tania Ramírez*

La Red por los Derechos de la Infancia en México (REDIM) acompaña el legítimo derecho a la protesta que tienen los niños, niñas y adolescentes, pacientes con cáncer y otras enfermedades (así como sus padres, madres y representantes), quienes hoy se encuentran perjudicados por la imposibilidad de continuar con sus tratamientos médicos, además de estar afectados por la falta de vacunas para prevenir enfermedades, debido al desabasto de ambos rubros, que desde hace dos años está siendo denunciado por los padres y madres de la niñez con cáncer.

En #REDIM queremos resaltar que el derecho a la salud que tienen nuestras infancias es un derecho humano fundamental inalienable que está previsto en la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, en los tratados internacionales y en las demás leyes aplicables como la Convención sobre los Derechos del Niño y la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes que los y las reconoce como titulares de derechos.

Es necesario recordar que, de acuerdo con la Convención sobre los Derechos del Niño, este derecho a la salud se basa en el reconocimiento que los Estados hacen para garantizarles a niños, niñas y adolescentes el más alto nivel posible de disfrute a la salud y a los servicios para el tratamiento de las enfermedades y la rehabilitación de su salud. Esto incluye la prestación de la asistencia médica y la atención sanitaria que sean necesarias con énfasis en el desarrollo de la atención primaria de su salud. Además, de combatir enfermedades y malnutrición y dotarlos de insumos requeridos que permitan brindarles bienestar físico y emocional.

REDIM saluda el anuncio dado por el jefe del ejecutivo, quien informó que se ha avanzado con la compra de medicamentos, entre ellos 21 de los 25 solicitados para brindar tratamientos oncológicos, según expresó.

No obstante, reiteramos el llamado para que sin más retrasos, sin estigmatizar a quienes protestan y con el carácter de urgencia que amerita evaluar las pérdidas de vidas, se atienda esta emergencia que padecen hoy nuestras infancias, tomando en consideración el interés superior de la niñez que actualmente está riesgo ante una situación que los pone en peligro.

Niños, niñas y adolescentes que se han quedado hoy sin los debidos tratamientos ven comprometidos logros que costaron años de terapia.

Tal como lo hemos señalado en anteriores ocasiones, en México mueren a diario seis niñas, niños y adolescentes víctimas de tumores (neoplasias) como lo revelan las Estadísticas de defunciones del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), solo en este tipo de enfermedades.

Es importante que la dotación de medicinas que ha prometido gestionar el Ejecutivo incluya también los tratamientos necesarios para atender otras condiciones, como enfermedades de tipo mental o sicosocial, entre otras; dado que al menos 1.3% de nuestra población entre 0 y 17 años en México presentaban algún problema o condición mental en 2020, según datos del Censo, pero además, en el caso de la cobertura de vacunación desde 2019 se registra el desabasto en la inmunización contra la tuberculosis (BCG), hepatitis (HepB), sarampión, difteria, tos ferina y tétanos (DPT3, Tdap, TT) para los recién nacidos, de acuerdo con datos del Informe de País del PAI (Programa Ampliado de Inmunizaciones en el contexto del Sistema de Salud) de la Organización Panamericana de la Salud. Es prioritario actuar preventivamente en el esquema completo de vacunación para prevenir afectaciones futuras, complejizadas ante la pandemia por COVID 19.

Ante este panorama llamamos a los actores del Estado a priorizar el interés superior de la niñez en la toma de decisiones. A su vez, evitar politizar la exigencia al respeto a los derechos fundamentales que tienen nuestras infancias y dejar de desacreditar sus testimonios y denuncias.

*Directora Ejecutiva de Redim

Notas Relacionadas

Síguenos

INSTAGRAM

YOUTUBE

A %d blogueros les gusta esto: