viernes, septiembre 18, 2020
Exoneran a O’Shea del caso Ceylán

Determinan que no hubo falta administrativa por cierre del hospital General Valle Ceylán en Tlalnepantla.

El Órgano Interno de Control (OIC) del Instituto de Salud del Estado de México (ISEM) resolvió que no existen elementos constitutivos de alguna falta administrativa por parte de su director General y secretario de Salud, Gabriel O’Shea, por el cierre del Hospital General “Valle Ceylán” en 2017 y por no tener listo el nosocomio que lo sustituya, pues no hay quejas de aceptación de ninguno de los 500 mil usuarios, mientras los servicios se proporcionan en hospitales aledaños.

La determinación responde a la denuncia promovida por el ex regidor perredista de Tlalnepantla José Luis Cortés Trejo en contra de O’Shea Cuevas, quien consideró que al dejar desprotegido a este medio millón de usuarios de Tlalnepantla y Tultitlán, también violentó el derecho humano a la salud.

Como resultado de los informes de los funcionarios encargados, la Controlaría Interna del Instituto indicó que no se tiene registro de manifestación formal de la afectación a los servicios médicos, además de que la demanda de los servicios de salud es cubierta por los hospitales generales de Naucalpan: Maximiliano Ruiz Castañeda; Atizapán de Zaragoza: Dr. Gonzales Herrejón y Cuautitlán: José Vicente Villada. Además de que los servidores públicos que elaboraban en el Valle Ceylán también fueron reubicados.

La dependencia indicó que Cortés Trejo sustentó su denuncia en una nota periodística, pero este dato de prueba no resulta suficiente para tener por acreditada alguna falta. En consecuencia, aun cuando el inconforme señaló que se dejó sin la protección de la salud a los habitantes de los municipios mencionados, sus manifestaciones resultan insuficientes para tener por acreditada alguna falta establecida en la Ley de Responsabilidades Administrativas del Estado de México y Municipios resuelve este organismo.

En su denuncia, Cortés Trejo también recordó que el 9 de octubre del 2017, el gobernador del estado de México, Alfredo del Mazo, instruyó al secretario de salud para la emisión de un dictamen estructural del Valle Ceylán y la reactivación del nuevo hospital en la zona oriente de Tlalnepantla, pero a la fecha no se ha reparado el nosocomio ni se ha abierto su sustituto.

El Órgano Interno de Control aseguró que el dictamen estructural del Valle Ceylán, elaborado por la empresa “EGOMAR Construcciones S.A de C.V” concluyó que para la operatividad y funcionamiento del hospital se requiere de mantenimiento correctivo y preventivo que permita su uso adecuado, pues sufrió daños con el sismo del 19 de septiembre del 2017 que se traducen en riesgos estructurales.

El cierre definitivo del hospital, justificó el organismo, queda por objeto salvaguardar la seguridad de todos los usuarios. Además, indicó, la autoridad responsable informó que el proyecto de infraestructura social para la sustitución y equipamiento del Valle Ceylan se encuentra en la tercera de cuatro etapas de construcción, por lo que el avance es de 65%.

No obstante, también indicó que a la fecha no se tiene suficiencia presupuestal autorizada para continuar con los trabajos contratados, derivado de que, a partir del presente año, los servicios estatales de salud están a cargo del Instituto de Salud para el Bienestar, la cual es una dependencia federal. Siendo esta instancia quien determinará las prioridades para la conclusión de obras relevantes.

En este entendido, y lo que respecta a este señalamiento, la autoridad investigadora no ha abierto elementos suficientes que permitan acreditar presunta falta administrativa sancionable por la Ley de Responsabilidades Administrativas del Estado de México y Municipios, cometida presumiblemente por Gabriel O’Shea Cuevas en su carácter de secretario de Salud y director general del ISEM.

Cortés Trejo también denuncio que O’Shea viola la Constitución al reunir en un mismo individuo cargos públicos, es decir, secretario de salud de la entidad y director general del ISEM al mismo tiempo.

Sobre el señalamiento, el Órgano Interno de Control del ISEM testificó que el artículo 145° constitucional también establece que nunca podrán reunirse en un solo individuo dos empleos o cargos públicos del Estado o de los municipios por los que se disfrute de sueldo.

El subdirector de recursos humanos del ISEM afirmó que Gabriel O’Shea no recibe remuneración alguna por el cargo del director general del ISEM y que solo existe nombramiento como secretario de Salud, por lo que la Controlaría Interna del Instituto determinó que no se actualiza el supuesto que los ocupa.

Una vez resuelta la denuncia, el Órgano Interno de Control del ISEM ordenó cerrar y archivar el expediente, sin que esto implique su no reapertura en caso de que se presenten nuevas pruebas.

Notas Relacionadas

Publicidad

Toluca

Síguenos

INSTAGRAM

YOUTUBE

A %d blogueros les gusta esto: