viernes, julio 23, 2021
La corrupción somos todos en penales del Edoméx

Venta de plazas, amenazas e impunidad, situación cotidiana en los Centros Penitenciarios y de Reinserción Social de la entidad, denuncian custodios.

Amenazas, extorsiones, impunidad, venta de plazas y abuso de poder son algunas de las irregularidades que se viven diariamente en los centros penitenciarios del Estado de México, en donde las autoridades se han acostumbrado a ejercer su voluntad y el personal a obedecer y a resignarse a su situación.

Jorge Arriaga Bañuelos y Alejandro Jiménez Núñez, integrante y fundador, respectivamente  del Movimiento de Custodios del Estado de México, presentaron en COMUNICADORESMX un panorama sobre la situación que prevalece en las cárceles mexiquenses.

El primero de ellos señaló que a través de cursos de capacitación en diversas áreas les quieren presentar “mundo mágico”, pero la realidad que se vive en los penales es otra totalmente diferente.

“Si nos apegáramos a él –a ese mundo ideal- sería un buen trabajo –el de custodios- cuando la cabeza coordina y se apega al marco jurídico. Si el marco jurídico lo violan se nos viene abajo todo, porque si está mal la cabeza rompe la estructura de todo”.

Así, no tuvo reparo en señalar que, a sus mandos, lo que les interesa únicamente es el dinero. Por eso él, Jorge Arriaga, con 21 años de servicio, no ha podido avanzar hacia una plaza de mayores ingresos.

Mantiene la categoría C, la más baja de todas, porque él, al igual que otros de sus compañeros, no han aceptado  comprar las plazas como sí han hecho algunos que con menos de 5 años de servicio, ya tienen puestos incluso hasta de jefes.

A eso se añade que cuando se cansó de pagar una cuota de 50 pesos en el penal de Tenancingo sur, solo para que le dieran permiso de retirarse cuando ya había terminado su turno. Es decir,  porque ya no quiso engordar la billetera de su superior, lo castigaron y lo mandaron a trabajar al penal de Chalco cuando él radica en Zinacantepec.

Así como ese ejemplo de abuso de poder hay varios. Alejandro Jiménez, quien también se cansó de tanta impunidad y por eso impulsa el Movimiento de Custodios del Estado de México manifestó por su parte que eso ocurre por dos situaciones: por un lado, los propios trabajadores ya se resignaron a su suerte, a que eso ocurre siempre y ya no importa ¡total, tienen trabajo!.

Al mismo tiempo, los mandos superiores, que también se acostumbraron a mal ejercer el poder,  están rodeados de  un halo de cinismo e impunidad que los hace despreciar cualquier intento de los afectados por exigir justicia. Así, con burla, desdeñan las demandas en su contra, porque al final de cuentas saben que no va a pasar nada.

Pero Jiménez Núñez tiene un as bajo la manga.  Recién recibió una relación de todos los trabajadores de los centros penitenciarios con detalles de nombres, año en que ingresaron al servicio y  tipo de plaza que tienen.

Esos datos los hará llegar al presidente Andrés Manuel López Obrador,  a fin de que conozca las irregularidades que hay en la Dirección General de en la venta de plazas Dirección General de Prevención y Reinserción Social, al menos en lo que se refiere en este rubro, y pida una investigación en un caso más de corrupción en el gobierno del Estado de México.

Notas Relacionadas

Síguenos

INSTAGRAM

YOUTUBE

A %d blogueros les gusta esto: