lunes, noviembre 18, 2019

La actividad pirotécnica, ya que representa ingresos anuales de entre 6 mil millones y 10 mil millones de pesos.

El diputado Max Correa Hernández (morena) destacó que se impulsará un convenio entre autoridades federales y estatales para la regularización y modernización del sector pirotécnico, así como una legislación que entienda las necesidades de los productores y se adapte a los estándares de calidad y seguridad, en tanto que la diputada federal Dionicia Vázquez García criticó las acciones del Instituto Mexiquense de la Pirotecnia (Imepi) y solicitó que se valore su desaparición y la destitución de su titular.

En el Encuentro Nacional de Pirotécnicos organizado por la Comisión de Protección Civil y Gestión Integral de Riesgos de la 60 Legislatura local y la Comisión de Protección Civil y Prevención de Desastres de la 64 Legislatura federal, el diputado Max Correa puntualizó que de ese convenio podrían derivarse acciones inmediatas, como una cartilla de derechos y obligaciones para los productores, un fondo de autoaseguramiento, regularización fiscal y atención médica por accidentes; y respecto al Imepi, indicó que se buscará fortalecerlo en beneficio de los pirotécnicos.

Subrayó la importancia de la actividad pirotécnica, ya que representa ingresos anuales de entre 6 mil millones y 10 mil millones de pesos, su elaboración se origina en 60 municipios y es consumida en comunidades de todo el estado, y resaltó que las experiencias compartidas durante el foro abonan al conocimiento de acciones administrativas o legislativas por realizarse, lo cual contribuirá a dignificar la pirotecnia, generar seguridad y prevenir riesgos.

La diputada federal Dionicia Vázquez García informó que se está trabajando en reformar la Ley Federal de Armas de Fuego y Explosivos, a fin de que haya un apartado especial para los artesanos pirotécnicos, que serán igualmente regidos por la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), además de que la cadena de trabajo y derrama económica por esta actividad es muy importante para la entidad y para México, ya que seis mil familias se dedican a la pirotecnia en el país, aunque en realidad brinda trabajo a un total de 60 mil, a través de los ayudantes de los talleres.

Lamentó que el Imepi ponga más candados a los trámites y permisos para los productores, la manera en la que realiza sus operativos y que, de los 25 millones de pesos que se le asignaron en 2019, el 70% está destinado a servicios personales y no a la prevención de accidentes ni a una política integral; además detalló que, de los seis millones de pesos disponibles para apoyos a permisionarios, el Instituto los destinó sólo a 26 de ellos.

De lo anterior, dijo que se detectó que hay municipios sin registro de productores en los que hay asignación de recursos (como en San José del Rincón, donde no hay permisionarios y se benefició a cinco) y en otras localidades, como Tultepec, donde hay 433 permisionarios, solo se entregaron recursos a seis, situación por la cual solicitó la desaparición del instituto y la destitución del titular, Dereck Isaac Cancino Aguilar.

Comentó que, como integrante del Comité de Ética de la Legislatura federal, dará puntual seguimiento a los recursos del Imepi a través de una auditoría, porque a su parecer hay corrupción, y buscará que no se usen plásticos en la pirotecnia; solicitó a los legisladores locales ayudar a regularizar los predios donde trabajan los productores.

El secretario de la Federación de Pirotécnicos de México Sector Castillero, Juguetería y Comerciantes, José Carmen Ramírez Álvarez, solicitó personal capacitado de la Sedena para inspeccionar los polvorines; respeto a los territorios donde están los locales de elaboración de productos y a los derechos humanos de los pirotécnicos; detener la extorsión durante el transporte de pirotecnia y apegarse a las disposiciones establecidas sobre la cantidad de mercancía por transportar; además recalcó que los artesanos respetan las contingencias ambientales y que la actividad es generadora de empleos.

El director general del Imepi, Dereck Isaac Cancino, calificó como fundamental la aplicación de medidas preventivas oportunas, la capacitación constante y la implementación de tecnologías de vanguardia para que los pirotécnicos realicen su actividad de manera segura y para salvaguardar su vida y la de los mexiquenses.

Informó que, mediante acciones de capacitación y prevención a los pirotécnicos, se logró reducir el número de accidentes registrados, ya que en el 2017 fueron 40 y en 2018 se presentaron 25, lo que significó una disminución del 37.5%, mientras que para 2019 han ocurrido 11 accidentes, de los cuales el 80% fue por actividad clandestina.

El fiscal ejecutivo de la Delegación Estado de México de la Fiscalía General de la República, César Meneses Padilla, reconoció que, aunque son complejas, existen regulaciones en materia de pirotecnia, por lo que destacó la necesidad de dotar a quienes realizan esta actividad de la información y documentación necesarias que les permitan un mejor desempeño, por lo que les propuso conocer la legislación en el tema, contar con los permisos correspondientes y conocer los efectos y consecuencias jurídicas de su labor.

La inspectora de Ecología de la Dirección General de Prevención y Control de la Contaminación Atmosférica de la Secretaría de Medio Ambiente, Hilda Valdez Hinojosa, señaló que las partículas PM2.5 son generadas por los procesos de combustión, entre ellos la pirotecnia, las cuales son respiradas por las personas y provocan daños a su salud, tales como irritación de los ojos, enfermedades en las vías respiratorias y dermatitis, por lo que habló de la necesidad de trabajar en políticas públicas que regulen las fuentes emisoras de estos contaminantes a fin de proteger la salud de los mexiquenses, pero también que permitan a los pirotécnicos realizar su actividad.

Finalmente, el capitán primero de Materiales de Guerra de la 22ª Zona Militar de la Sedena, José Alberto Marín Gómez, habló sobre los requisitos para obtener los permisos general ordinario y extraordinario para artificios pirotécnicos, de los cuales dijo que se obtienen en máximo 35 días y cuestan dos mil 171 pesos, además detalló las medidas para el transporte de pirotecnia e invitó a los productores a sugerir las medidas de seguridad que crean necesarias.

Notas Relacionadas

PUBLICIDAD

Social

YOUTUBE

Publicaciones Recientes