miércoles, noviembre 30, 2022
Por maltrato animal, activistas clausuran negocio

La cabaña “El Buen Gusto” fue clausurada de manera simbólica, luego de que los dueños del lugar mataran a golpes a un perro.

Este fin de semana, activistas defensores de los animales, decidieron hacer una convocatoria por redes sociales a fin de clausurar de manera simbólica el restaurante “El Buen Gusto”, ubicada en el kilómetro 21.5 del Paraje Ajusco en la Ciudad de México, en un acto de resistencia civil pacífica contra los cobardes actos que involucraron el asesinato a golpes de un perro llamado Paco.

“Encontramos la cabaña cerrada, por lo que procedimos a clausurarla. También repartimos volantes informativos, invitando a los ciclistas, automovilistas y familias visitantes en el lugar, a NO consumir en dicho establecimiento”.

Tras la manifestación de los vecinos, cuatro comisariados de la comunidad del Ajusco, “se acercaron al término de nuestra protesta, para informarnos que ya le han retirado la concesión a Doña Chepita, madre de Neri Omar, uno de los responsables de la muerte del perro, y que dicha cabaña se le darán en comodato a otra familia”.

LOS HECHOS

La mañana del pasado 6 de noviembre, los dueños de la cabaña “El Buen Gusto”, ubicada en el Km. 21.5 del Camino al Albergue Alpino, también conocido como el Paraje Ruta Verde del Ajusco, cerca del Pico del Águila, en San Miguel Ajusco, de la alcaldía Tlalpan, en la Ciudad de México, golpearon brutalmente con tubos y palos, a un perro tipo pastor alemán, hasta causarle la muerte, acción que quedó grabada en un video que se viralizó en redes sociales y conmocionó internet.

No obstante que, al día siguiente los dueños del establecimiento lanzaron un comunicado a través de su cuenta de Facebook, justificando sus cobardes actos según porque el perro previamente había mordido a uno de ellos, los actos de crueldad que se aprecian en el video no dejan lugar a dudas del abuso que tres sujetos le infringieron al can, por lo que como respuesta solo obtuvieron el desprecio y el repudio social al grado que la cabaña optó mejor por cerrar todas sus redes sociales.

Para ese momento, Mundo Patitas A.C., ya había identificado plenamente y ubicado los domicilios particulares de los presuntos responsables, por lo que inició de inmediato denuncia formalmente ante la Fiscalía de Investigación de Delitos Ambientales y en Materia de Protección Urbana, pues los actos de maltrato y crueldad animal ya son considerados delito de acuerdo con el artículo 350 Bis. y Ter. del Código Penal vigente, como quedó asentado en la carpeta de investigación CI-FIDAMPU/A/UI-3 C/D/1073/11-2022. Posteriormente, diversas autoridades e instituciones de la CDMX han acudido también a la Fiscalía General de Justicia de la Ciudad de México, a presentar sus respectivas denuncias.

Notas Relacionadas

A %d blogueros les gusta esto: