sábado, septiembre 25, 2021
Fraude UAEMEX-ISSEMYM tiene nombre y apellido

Denuncian la existencia de una nómina confidencial dentro de la máxima Casa de Estudios del Edoméx con “recursos alternos”; ya se investiga.

En los últimos cinco años, la corrupción dentro de la Universidad Autónoma del Estado de México (UAEMex) permitió el desvío de recursos para engrosar las carteras de unos cuantos favorecidos, en perjuicio de los intereses de la comunidad universitaria, por un monto superior a los 6 mil millones de pesos, situación que ya es investigada tanto por el Órgano Interno de Control (OIC) en la UAEMex como por el Órgano Superior de Fiscalización del Estado de México (OSFEM), a petición de la LX Legislatura mexiquense.

Así lo dio a conocer en entrevista exclusiva con COMUNICADORESMX, el titular de la OIC en la universidad, Victorino Barrios Dávalos, al referir que, en su caso, se realizan las indagatorias sobre los más de mil 600 millones de pesos que desde 2015 no se habían reportado al Issemym, a pesar de que sí fueron retenidas las cuotas correspondientes de salud a los trabajadores universitarios, lo que propició que el adeudo con el Instituto de Seguridad Social del Estado de México y Municipios creciera hasta llegar a cerca de los 4 mil millones de pesos.

Sin  embargo, gracias a un acuerdo firmado en diciembre de 2019 entre los titulares de la UAEMex, Alfredo Barrera, y del Issemym, Alicia Casado Medina,  la universidad se benefició con la condonación de más mil 400 millones de pesos correspondientes a recargos y multas. A lo que se suma el primer pago por mil 641 millones 661 mil 362 pesos que realizó en esa fecha la UAEMex.

El adeudo con el Issemym quedó entonces en  733 millones 960 mil pesos,  de los cuales más de 445 millones corresponden a capital y 289 millones 956 mil pesos a intereses por prórroga.

Para que pudiera pagar esa deuda se establecieron mensualidades por 8 millones 737 mil 630 pesos, en un lapso de siete años.  Esto significa que hasta diciembre de 2026, la UAEMex habrá liquidado la totalidad que le debe a este instituto.

Aunque se logró ese arreglo financiero para saldar la deuda con el Issemym continúa en el aire el por qué, en su momento, no se reportaron al instituto las cuotas retenidas a los trabajadores y eso es lo que investiga la OIC que encabeza Victorino Barrios.

Hasta el momento ya detectó que el dinero se iba a varias cuentas bancarias que se abrieron a nombre de la universidad,  situación que también benefició a los bancos que mantuvieron esos recursos  generando intereses sí, pero que además les servía en sus propias transacciones, cuando ese dinero no tenía por qué estar bajo su resguardo.

Barrios Dávalos señaló que, en caso necesario, solicitarán el apoyo de la Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda, para tener acceso a la información de esas instituciones bancarias y su relación con la UAEMex.

Aunque reconoció que este caso lo tiene sentado “sobre un barril de pólvora” por lo delicado del asunto y los intereses que va a perjudicar de quienes pueden estar detrás de ese desvío de recursos, entre ellos el ex rector y actual titular de la Comisión de Derechos Humanos del Estado de México, Jorge Olvera García, o del rector saliente, Alfredo Barrera Baca, entre otros personajes, se continuará adelante con las investigaciones  y dependiendo de su gravedad, serán atendidas por la OIC o bien, el caso pasaría al Tribunal Superior de Justicia Administrativa de la entidad.

OTRAS IRREGULARIDADES

Por otra parte,  Barrios Dávalos refirió que como resultado de la revisión de la cuenta pública que mandó hacer la Legislatura mexiquense al OSFEM recientemente, se detectó que la universidad no reportó  5 mil millones de pesos, cantidad equivalente al presupuesto de un año de la máxima casa de estudios de la entidad, por lo que el Órgano Superior de Fiscalización del Estado de México, que encabeza Miroslava Carrillo, también inició una investigación sobre este asunto.

A esto se suma el hecho de que también el OSFEM detectó pagos indebidos por casi 900 mil pesos a un trabajador de la universidad que al mismo tiempo labora en la Codhem, según denuncia en su página “No Oficial: Prensa Universitaria UAEM”, Augusto López, quien además es colaborador de COMUNICADORESMX

“Todo apunta a que se trata del humanista que transforma, Jorge Olvera García, quien ya salió a decir que el pidió permiso y que, si la UAEM le continuó pagando ya no es responsabilidad de él, con lo cual le intenta dejar toda la responsabilidad a su fiel solapador, Alfredo Barrera Baca”, escribió López, aunado a que pide que la OIC  en la universidad investigue a todos los profesores de tiempo completo que en su momento se cambiaron a la Comisión.

Finalmente, Barrios Dávalos denunció la existencia de cuatro nóminas dentro de la Universidad, una de ellas confidencial con “recursos alternos”, a la que también se le tendrá que hacer una revisión exhaustiva para conocer el origen y destino de la conformación de ese presupuesto.

“No vamos a dejar pasar ni una, aunque intenten bloquearnos porque no venimos a jugar a la investigación”, sentenció.  

Notas Relacionadas

Síguenos

INSTAGRAM

YOUTUBE

A %d blogueros les gusta esto: