miércoles, noviembre 30, 2022
Avalan en el Congreso cinco auditorías ciudadanas especiales

Acambay, Zinacantepec y Toluca son los entes que solicitó fiscalizar la ciudadanía.

La Comisión de Vigilancia del Órgano Superior de Fiscalización del Estado de México (OSFEM), presidida por la diputada Evelyn Osornio Jiménez (PRI), consideró viables cinco solicitudes ciudadanas de auditoría especial a los ayuntamientos de Acambay, Zinacantepec y Toluca.

El acuerdo aprobado por unanimidad indica que se verificará con el Órgano Superior de Fiscalización si es posible incluir en la auditoría de cumplimiento financiero e inversión física tres de las auditorías solicitadas para Toluca, y de lo contrario se ordenará su implementación.

La legisladora Evelyn Osornio explicó que del pasado junio a la fecha se recibieron 11 solicitudes de auditorías especiales, de las cuales siete cumplieron con los requisitos que establece la ley, aunque dos de ellas, para Almoloya del Río y Villa Guerrero, buscan la fiscalización del ejercicio fiscal 2022 y serán consideradas para su ejecución posteriormente pues aún no concluye el ejercicio fiscal.

Indicó que se consideraron viables las auditorías de cumplimiento financiero e inversión física para los ayuntamientos de Acambay y Zinacantepec para los ejercicios fiscales de 2020 y 2021, respectivamente, y de manera particular al Programa de Acciones para el Desarrollo de Zinacantepec.

De las auditorías consideradas viables para Toluca, la legisladora indicó que será una auditoría financiera a las obras realizadas por la empresa Reto Mexiquense en 2019, 2020 y 2021 y las realizadas con el programa Fondo Estatal de Fortalecimiento (Fefom) en 2019 y 2021.

Durante la reunión, se acordó que el Reglamento Interno de la Unidad Técnica de Evaluación y Control de la Comisión de Vigilancia del OSFEM se analizará más a detalle con una mesa de trabajo en la que participen especialistas en la materia, derivado de las actualizaciones en las legislaciones federales y estatales, a fin de propiciar la transparencia y rendición de cuentas sin incrementar el gasto operativo de la unidad.

Las y los diputados iniciaron el análisis de este reglamento propuesto por la diputada Evelyn Osornio, que explicó, está basado en reglamentos del Congreso de la Unión, del Congreso de Oaxaca y del Unidad Técnica de Evaluación y Control estatal. Además, recordó que ya venció el plazo de 120 días naturales para la creación del reglamento y puntualizó que los recursos materiales, presupuestales y humanos para su operación serán trasladados desde lo que era la Coordinación de Auditoría Interna del OSFEM.

Al respecto, las diputadas Karina Labastida Sotelo y Azucena Cisneros Coss, así como el diputado Daniel Sibaja González, de Morena, coincidieron que la propuesta se puede retroalimentar con una iniciativa que presentarán la siguiente semana; Daniel Sibaja dijo que estima que la unidad podría tener un costo de 1.5 millones de pesos mensuales, por lo que sugirió un parlamento abierto para encontrar soluciones.

La diputada Evelyn Osornio y el legislador Guillermo Zamacona Urquiza (PRI) señalaron que la propuesta del reglamento es en cumplimiento a lo aprobado por la anterior Legislatura, por lo que es algo perfectible y debatible, para dar seguimiento a lo marcado por ley y que se puntualiza que los recursos serán transferidos de la área que la antecede.

La Unidad es un órgano técnico encargado de vigilar el cumplimiento de las atribuciones de los servidores públicos del OSFEM para que se apeguen a lo establecido a la Ley de Responsabilidades Administrativas del Estado de México y los Municipios, encargada de coadyuvar con la comisión.

Notas Relacionadas

A %d blogueros les gusta esto: